Día lluvioso en Nueva York

Ahora que estamos en pleno otoño en Nueva York, los inesperados días de lluvia llegan y con ellos los planes tiene que modificarse un poco. Aunque si bien es cierto que comprarse un paraguas o un impermeable y pasear bajo la lluvia por las calles de Manhattan es algo encantador, llega un momento en el que es más pesado estar en la calle que modificar los planes que uno pudiera tener a priori.

Antes de empezar, aquí viene la primera advertencia: Lo primero que se os pueda venir a la cabeza durante un día lluvioso, puede ser una buena idea. Bien pensado si no fuera porque al igual que tú, otras miles (muchas miles) de personas han pensado lo mismo. Y ya sé por experiencia, que cuando muchas personas en Nueva York piensan en un sitio, son MUCHAS.

Por ello, porque hemos tenido que vivir muchos días de lluvia y buscar planes alternativos, hemos recopilado una selección con planes para un día lluvioso en Nueva York.

Visitar museos menos concurridos

Salón de la Casa Museo de Louis Armstrong

Salón de la Casa Museo de Louis Armstrong

Todos sabemos que ante un día lluvioso, los museos son la mejor forma de amortizar el ver cosas pero por otro lado salvarse del adverso clima. En días de lluvia siempre tenemos la opción de museos tipo MoMA, MET o Museo de Historia de Natural. El problema es que estarán bastante concurridos. Por eso nosotros siempre preferimos estos días buscar museos alternativos. Estos son solo algunos, la lista de museos en Nueva York es bastante extensa 🙂

  • Casa-Museo de Louis Armstrong en Corona (Queens), donde yo me emocioné al sentirme como si el propio Louis Armstrong me estuviera enseñando su vida y su barrio.
  • Museo de la Imagen y el Movimiento para los amantes del cine. Este gran estudio convertido en museo alberga cosas originales de las películas y es muy divertido porque hay muchas actividades interactivas. 
  • MoMath, que reconozco que es un poco más friki, pero al margen de que se centra en el mundo de las matemáticas es súper divertido.
  • Los Claustros al norte de Manhattan, donde hay arte religiosos con siglos de antigüedad. Además la zona es preciosa y las vistas maravillosas.
  • El Museo de la Ciudad para conocer los orígenes de Manhattan y como ha llegado a ser la ciudad que actualmente es. A mí personalmente me encantó la sala de Timelapse.

Ir de compras a un centro comercial

Visita a los outlets de Woodbury

Foto (by-nd) de llee_wu

Nueva York es el paraíso para aquellos que van predestinados a ir de compras. Puedes encontrar, a un precio u otro, cualquier cosa que desees comprar. Aunque en un día de lluvia quizá lo mejor no sea ir de compras por la Quinta Avenida, si no a algún sitio resguardado. Los siguientes centros comerciales son una buena opción para saciar este deseo: Time Warner Center cerca de Central Park, The Manhattan Mall en Herald’s Square, Queens Center Mall o Grand Central Terminal. Luego también tenéis los clásicos como Macy’s, Bloomingdale’s o Bergdorf and Goodman. Por último existe la opción de desplazarte a los outlets de Woodbury, y comprar ropa de marca a precios de risa.

Entrar en edificios históricos

Biblioteca Pública de Nueva York

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

Nueva York es una de las mecas para los amantes de la arquitectura. Si bien no tenemos en la ciudad elementos arquitectónicos tan antiguos como en Europa, en estilos más moderno es uno de los referentes mundiales. Por supuesto tenemos los dos rascacielos más conocidos como son el Empire State y el Top of the Rock. Pero luego también tenemos otros edificios y espacios que para un día de lluvia son perfectos, ya que puedes detenerte a observar detalles. Recomiendo Grand Central Terminal, GE Building, St. Patrick’s Cathedral, La NYPL, la Catedral de St. John the Divine o Gracie Mansion en el Upper East Side.

Disfrutar de alguna obra

Los Miserables

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

Desde luego este plan tendría cabida en cualquier ciudad del mundo. Pero estamos en Nueva York y las opciones, y sobre todo las oportunidades de algunas obras únicas se multiplican. Por un lado tenemos por supuesto Broadway, pero nosotros te recomendamos que en días de lluvia mejor le eches un ojo al Off-Broadway. Además de musicales hay otras magníficas opciones como asistir a una ópera en Lincoln Center o un concierto en el Madison Square Garden.

Disfrutar de una peli en un cine independiente

Angelika Center

Foto (by-nd) de Dan Nguyen

Un domingo lloviendo con cine es uno de los mejores días de la semana. En Nueva York hay montones de cines con todo tipo de películas. Pero como ya nos vais conociendo, sabéis que son los cines independientes los que más nos llaman la atención para disfrutar del séptimo arte. Los que más nos gustan a nosotros son The Angelika, Lincoln Center Cinema y el Village Cinema.

Recorrer las galerías de arte gratuito de Chelsea

Galería de arte en Chelsea

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

Chelsea es uno de los barrios que más de moda se ha puesto en cuanto a tendencias en arte. Además de ser uno de nuestras zonas favoritas de la ciudad para tomar algo, las numerosas galerías de arte gratuito en Chelsea son un reclamo para los amantes del arte. Recorrerlas puede ser un plan genial para un día lluvioso, además de servir para conocer a artistas. Una vez incluso tuvimos la ocasión de ver un par de obras de Picasso expuestas en una de las galerías. Y si luego escampa, ¡dad un paseo por el Chelsea High Line Park!

Dejar las horas pasar en alguna cafetería con encanto

The Housing Work Bookstore Café en Nueva York

The Housing Work Bookstore Café en Nueva York

¿Os habíamos dicho alguna vez lo que nos gustan las cafeterías con un toque especial? Pues en un día lluvioso se multiplican las posibilidades de encontrarme en una cafetería perdida de algún barrio neoyorquino. En Queens recomiendo dos: The Aubergine Café en Sunnyside y Espresso 77 en Jackson Heights. Luego en Brooklyn nuestro preferido sin duda es Gorillaz Café en Park Slope. Ya en Manhattan nos gustan Pushcart Coffee en Chelsea, Amy’s Bread en el Village o East Harlem Café.

Perderse entre libros

The Mysterious Bookshop una de las librerías en Nueva York

Lluvia y libros creo que son, después de café (o mejor dicho todo junto con café), una de mis combinaciones preferidas para un día en Nueva York. En la ciudad hay librerías que son un auténtico lujo y en las que merece la pena perderse rebuscando entre sus tesoros. Hay algunas especializadas en misterio (The Mysterious Bookshop), otras en manga (Forbidden Planet New York City), otras con libros a precios de ganga como Strand Bookstore y otras incluso con cafetería para leer los libros que compras (The Housing Work Bookstore Café o McNally Jackson Books). Por ejemplo aquí os dejamos un recorrido de librerías alternativas por el sur de Manhattan.

Darse el lujo en algún restaurante sin prisas

Hamburguesa del Restaurante Dino en Brooklyn

Está lloviendo sobre Nueva York y es la hora del almuerzo o de la cena, ¿para qué darse prisa si podemos aprovechar para probar uno de los muchos restaurantes especiales que la ciudad ofrece? Y es que además hay para todos los gustos y bolsillos. Desde restaurantes con estrella michelín como Blue Hill (donde por cierto lo pasamos de escándalo) hasta hamburgueserías escondidas como Burger Joint. En nuestra sección de restaurantes en Nueva York vamos subiendo nuevos de vez en cuando.

Disfrutar de un concierto de jazz

Villian Vanguard

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

Nueva York es un lugar especial donde escuchar jazz. Aquí han aterrizado muchos talentos de este estilo musical con la ilusión de cumplir sus sueños. A nosotros es una actividad que nos encanta para un día de lluvia. En Harlem nos gusta el Minton’s que es muy conocido en la ciudad. Luego en el Village el Villain Vanguard, que si es la primera vez que vais a alguno os lo recomendamos. Por último en Brooklyn nos gustó mucho el Cubana Social que además tiene una excelente comida caribeña.

Asistir a un partido de la NBA

NBA en el Madison Square Garden

Foto (by) de senhormario

Para los que amamos el baloncesto, la NBA es la meca donde asistir a un partido. Es pura emoción, energía, ambiente y un cúmulo de sensaciones. No tengo palabras para describir lo que uno siente cuando está en un pabellón viendo un partido de la NBA. En Nueva York tenemos a los Brooklyn Nets y a los New York Knicks. Yo soy más fan de los Nets, pero reconozco que un partido en el Madison Square Garden es algo único que hay que vivir alguna vez en la vida.

Una piscina de interior

Piscina interior de Le Parker Meridien

Foto de Le Parker Meridien

Relajarse en una piscina no es solo cosa del verano. En Nueva York, como no podía ser de otra forma, existen muchas piscinas que funcionan durante el invierno y que son un plan ideal para un día de lluvia en Nueva York. Tenéis por ejemplo la del Hotel Le Parker Meridien, que además es el mismo hotel que tiene la hamburguesería escondida abajo (Burger Joint). Otras opciones son Room Mate Grace, The Peninsula, One UN New York o Trump International Hotel.

Coger el ferry gratuito a Staten Island

Vistas desde el ferry a Staten Island

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

Quizá no sea el mejor de los planes para un día lluvioso, ¡pero es gratis! Si te encuentras por el sur de la isla de Manhattan y de repente se pone a llover, ¡aquí es un plan perfecto!  El ferry que va hasta Staten Island dispone de camarotes en el interior que te permitirán dar un agradable paseo mientras ves la Estatua de la Libertad muy de cerca y navegas tranquilamente. Cuando llegues a Staten Island si está lloviendo te recomendamos volver y si en la otra isla está despejado, te recomendamos que aproveches para pasear un poco y conocerla.

Chelsea Piers

Chelsea Piers

Foto (by-nc-nd) de gigi_nyc

Chelsea Piers es un gigantesco espacio construido sobre uno de los muelles de Manhattan en el Río Hudson. Está en el barrio de Chelsea y podrás realizar cualquier actividad deportiva que te puedas imaginar. Es perfecto si vas con niños ya que ellos se lo pasan pipa aquí y además hacen amigos. Tienen clases, pistas de patinaje, bolera, spa, gimnasio, rocódromo y canchas de casi todos los deportes. Yo me quedé impresionado la primera vez que lo visité.

Actividades en pareja o grupo

Paint and Sip New York

No hablamos de los planes románticos que ya os contamos en otro post. Nos referimos a actividades donde además de pasar un buen rato puedas aprender algún arte. Ya sea el culinario o el puramente plástico, se está poniendo de moda el combinar tomarte unos vinos con tu pareja o tus amigos, con aprender a cocinar, pintar o fotografiar. Es muy divertido y da igual el nivel que tengas, porque lo que importa es el durante más que el resultado final.

Tours guiados en coche

Ortodoxos de Brooklyn

Foto (by-nc-nd) de David Tan

Lógicamente no podían faltar los tours que te permiten conocer perfectamente la ciudad, a la vez que vas con un guía y resguardado de la lluvia. Las opciones son múltiples, aunque si tuviera que elegir uno para una primera vez quizá me quedaría con el de contrastes o el de alto y bajo Manhattan. Luego, para los que nos gusta fotografiar la ciudad iluminada por la noche está el tour nocturno. Y si es domingo, quizá un paseo por Harlem y una misa Gospel sea la opción más emocionante.

Escaparse a otra ciudad

Capitolio de Washington

Foto (by-nc-nd) de Jessie Hodge

Si llueve en Nueva York y tenemos más días, ¿por qué no aprovechar para visitar otra ciudad? Las opciones son infinitas desde la ciudad de Nueva York y las formas de ir también muy variadas. Desde organizarte tu propia ruta, cogerte el tren y escaparte a algún pueblo del estado de Nueva York o Pennsylvania, hasta aprovechar alguna de las excursiones ya organizadas a ciudades como Washington, Philadelphia o Boston. Y si tienes más días quizá te interese la opción de visitar a los Amish o disfrutar de las Cataratas del Niágara.

Días de lluvia en Nueva York

Foto (by-nc-nd) de Auténtico Nueva York

*** Licencia de las fotos: Fotos con licencia (by); Fotos con licencia (by-nc-nd); Fotos con licencia (by-nc); Fotos con licencia (by-nc-sa).